post

COMUNICADO A LA OPINIÓN PÚBLICA

Recorrido por la Vereda la Alacena

Mandala Alacena

El pasado miércoles 1º de agosto, 95 personas, realizamos una caminata de reconocimiento territorial por la Vereda la Alacena del municipio de Támesis, orientada por el grupo de investigación comunitaria Mi Tierra Bonita, producto de la Escuela de la Sustentabilidad del Suroeste de Antioquia realizada el año pasado, y con el fin de realizar una jornada académica con la Institución Educativa San Antonio de Padua. Con una ceremonia de armonización, en la sede de la Institución Educativa, que resaltó las semillas y los productos que allí se producen, se dio inicio al recorrido en donde se tuvo la posibilidad de compartir experiencias, vivencias y apreciaciones de este territorio.

 Estudiantes, profesores, habitantes de la Vereda, el Cinturón Occidental Ambiental – Coa, el Comité por la Defensa Ambiental del Territorio – Codeate, Jóvenes por la defensa del territorio – Jodete, Censat Agua Viva y  La Junta de Acción Comunal, fuimos los protagonistas de esta bella jornada, que permitió visibilizar y conversar sobre lo que allí se viene dando: conflictos socio-ambientales por la presencia de la Empresa Transnacional minera Anglogold Ashanti (en su fase de exploración), los monocultivos de Pino Pátula en la vecina vereda de Río Frío, la amenaza de los cultivos de aguacate en varias de sus fincas vecinas adquiridas por los inversionistas foráneos y la problemática de las aguas que empiezan a escasear.

 De la Empresa Minera se denunciaron los grandes impactos socio ambientales que se están generando con el Proyecto Quebradona, que abarca 7,600 hectáreas de los municipio de Jericó y Támesis, que busca extraer 617 millones de toneladas de rocas de las montañas de la Cuchilla Jardín – Támesis (DMI), sacar 34 millones de toneladas de cobre, oro, y otros metales que servirán para la exportación. Se analizó el caso de los campesinos de Palo Cabildo, pues gracias a su posición de resistencia, han logrado impedir la presencia de la Empresa, en sus respectivas veredas. Igualmente, se analizó los impactos que generarán los monocultivos de pinos, cítricos y aguacates, los cuales ven muchas personas como una fachada de las economías extractivistas, para una posterior explotación minera.

 La Quebrada Santa Elena se ha desbordado en varias oportunidades ocasionando grandes tragedias a lo largo de su recorrido, para evitar esto, se concertó la protección del nacimiento de la quebrada mediante la siembra de 300 pinos, entre el dueño del terreno, la administración municipal y la comunidad, lo cual resultaba inapropiado puesto que no son árboles llamadores de agua. Dicho terreno fue ocupado por ganado vacuno y la arborización nativa no ha sido posible.

 El Rio Frío, presenta afectaciones en su caudal, por la presencia de los monocultivos de pino en sus alrededores y en donde Corantioquia siempre los ha avalado y justificado. Esto por supuesto, se agravará con los monocultivos de aguacate que se están proyectando sembrar en la parte alta de la vereda, donde se surten las aguas de quienes viven en la parte baja de la zona y otras veredas como el Hacha e incluso el corregimiento de Palermo, por el uso de agroquímicos.Caminata

 Nuestro recorrido concluye con un sabroso sancocho montañero, enunciando algunas conclusiones como la necesidad de que todos asumamos el compromiso de proteger el agua y gestionarla como un bien público, hacer el adecuado manejo de las basuras e insistir en la educación a la comunidad sobre todos estos temas.  Hacemos un llamado a la Administración Municipal, para que asuma su compromiso de acompañamiento en la protección de las microcuencas, a Corantioquia para que exija el cumplimiento de la normatividad en todas estas prácticas nocivas para el ambiente, a la Comunidad para que se empodere de la defensa de su territorio y sus aguas, además de la necesidad de acompañar a los campesinos de Palo Cabildo en su lucha de resistencia.

Desde la Alacena, con su majestuoso paisaje hacia el Cauca Medio y el Cartama, nos suscribimos, con el compromiso de seguir luchando por la defensa y protección de este territorio que es Sagrado para la Vida.

Cordialmente,

Institución Educativa San Antonio de Padua de Támesis, Cinturón Occidental Ambiental – Coa, Comité por la Defensa Ambiental del Territorio – Codeate, Grupo de Investigación Mi Tierra Bonita Escuela de la Sustentabilidad, Censat Agua Viva, Junta de Acción Comunal Vereda La Alacena.

Támesis, agosto de 2018